La Audiencia de Logroño condena a dos hombres a la pena máxima de 20 años por degollar a otro

La Audiencia Provincial condena a A. V. y G. B., a la pena máxima de 20 años de cárcel a cada uno como autores del asesinato de A. J. Ávila, alias ‘El Sevi’, de 29 años de edad. El tribunal ha impuesto la máxima pena por apreciar extrema violencia en los hechos y por los medios utilizados en la agresión (un instrumento contundente y un cuchillo). También les condena a cada uno de ellos a cinco años de cárcel por robo con violencia y a G. B. le impone, además, un año de prisión y 150 euros de multa por el delito de tráfico de drogas. El fallo también les condena a pagar conjuntamente una indemnización de 170.000 euros a los familiares de la víctima.

El Tribunal de la Audiencia Provincial considera probado que a finales del mes de octubre de 2012 ambos procesados, tras ponerse de acuerdo, se trasladaron al domicilio de A. J. Ávila, en el barrio logroñés de la Estrella, con idea de apropiarse de una cantidad de marihuana que la víctima guardaba en su casa y que distribuía habitualmente. Mientras la víctima permanecía sentada en un sofá de la sala de su casa, G. B. se acercó por detrás y le golpeó en la cabeza con un instrumento contundente, que llevaba escondido en la ropa. Seguidamente, según considera probado el tribunal, Velasco se fue a la cocina, cogió un cuchillo y lo degolló. Cuando ambos abandonaron la casa se llevaron la droga, un teléfono móvil, un ordenador y un anillo.

En cuanto a la fundamentación jurídica para la condena, la Sala tiene en cuenta los testimonios de tres testigos que declararon que G. B. les contó que habían matado a A. J. Ávila y cómo lo habían hecho. Los testigos aportaron detalles coincidentes en lo fundamental y acordes con los hechos ocurridos.

El tribunal también ha valorado otros testimonios considerados de referencia en relación con los hechos circundantes al asesinato de A. J. Ávila, que constituyen indicios claros en cuanto a la autoría de los dos procesados en los hechos enjuiciados. Uno de los indicios más relevantes es la venta del anillo propiedad de la víctima, que ambos acusados vendieron tras el asesinato.

La Sala además ha tenido en cuenta las declaraciones de los policías que inspeccionaron el lugar de los hechos así como los dictámenes médicos forenses, del Instituto de Toxicología y de la Policía Científica. El tribunal estima coincidentes los informes de los expertos forenses con los testimonios ofrecidos en el juicio por los testigos a quienes G. B. contó como mataron a A. J. Ávila.

La sentencia, que puede ser recurrida ante el Tribunal Supremo, impone que los condenados no puedan acceder al tercer grado penitenciario hasta cumplir la mitad de la condena.

Fuente: poderjudicial.es
http://www.poderjudicial.es/cgpj/es/Poder-Judicial/Noticias-Judiciales/La-Audiencia-de-Logrono-condena-a-dos-hombres-a-la-pena-maxima-de-20-anos-por-degollar-a-otro-